viernes, junio 26, 2009

La guerra de los socialistas: el aborto contraataca
10:33 a.m.

La guerra de los socialistas: el aborto contraataca


La web de DerechoaVivir.org tiene una de las frases más bellas y más ciertas en lo que se refiera a un manifiesto pro-vida: "No existe el derecho a matar: existe el derecho a vivir". Y es que no hay nada dentro de la lógica, ética ni moral que justifique un aborto, esto es, el asesinato consciente de un indefenso. Es peor que matar a un soldado rendido y desarmado, porque un no nacido no ha participado en guerra alguna, no tenía más bando que el nacer. Es irónico que muchos de los que condenan la "masacre" de Bagua no muestran igual balance cuando sobre muertes de niños estamos hablando.

Hoy, Fernando Vivas no me sorprende con uno de esos juicios omniscientes, que se puede permitir un periodista cuando le dan micrófono abierto (teclado abierto sería más propio), atacando sin sentido, con balas asesinas en una guerra que carece de argumentos.

A ver, una joven de 16 años se intentó suicidar, por lo que quedó parapléjica. ¿El estado le debería algo? O sea, en general recibiría la misma atención que las cientos de descorazonadas que abusan del Racumin todos los meses. Pero ¡arriba las manos!, esta joven había sido violada, estaba embarazada y no la dejaron abortar.

Entonces, cercenemos -el texto, no a la joven-: Quedar embarazada producto de una violación es un hecho traumático sin parangón, cierto es. Eso la llevó al intento de suicidio, manera equívoca de resolver su "problema". Y el suicidio le trajo la paraplejia, no fue el feto. Por eso el código penal, en su artículo 119 (que cita correctamente Vivas), jamás fue desacatado. Esto es, la vida de la chiquilla jamás estuvo en peligro debido a la gestación, sino a sus problemas emocionales. En resumen, que su madre esté loca -y su padre sea un salvaje delincuente- no es culpa del hijo.

Vale anotar que, en estos tiempos de "azúcar" sin glucosa, televisores de plasma y teléfonos con pantallas táctiles, el aborto terapéutico es un irreal en principio porque no cura (terapia=tratamiento). Como señala la Dra. Concepción Morales, actualmente hay alternativas que permiten la vida tanto de la madre como de su bebé.

Por esto, semejante mentirosa defensa del aborto es precaria, aunque mediáticamente llamativa. Y debería recordarle, señor Vivas, que el "lobby feminista" al que usted tanto halaga estuvo detrás de las miles de esterilizaciones forzadas en los años 90s. Y dijo "transparente": asesinatos transparentes habrá querido decir.

La yapa:
Sí, claro, y ustedes dirán la clásica: "eres hombre, no sabes lo que se siente", aquí algunos testimonios de mujeres que fueron violadas.

La imagen pertenece a la web DerechoaVivir.org.

Publicar un comentario